jueves, 26 de febrero de 2009

El Principado obliga al Puerto a conservar la iglesia de San Juan de Nieva

El gobierno local ha puesto reparos a la aprobación inicial del plan especial portuario por considerar que resta competencias urbanísticas al concejo
El Principado ha incluido en el plan especial de la zona de servicio del puerto de Avilés la protección de la iglesia de San Juan de Nieva, atendiendo a un acuerdo del Consejo de Patrimonio Cultural de Asturias, lo que impedirá derribar el edificio. La iglesia se encuentra en el muelle sur de la dársena y Patrimonio sostiene la necesidad de proteger la iglesia «al ser valorada como arquitectura de autor representativa de una época concreta».

El templo fue proyectado por el arquitecto asturiano Ignacio Álvarez Castelao, en 1944, y se levantó en terrenos propiedad de la Autoridad Portuaria. El Arzobispado de Oviedo abonaba al Puerto más de 30.000 euros por el alquiler del suelo. La iglesia está cerrada al culto desde el 16 de julio de 2008.

La aprobación inicial del plan especial del Puerto por parte de la Consejería de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio e Infraestructuras está en período de información pública y de audiencia a los ayuntamientos implicados, que son los de Avilés, Gozón y Castrillón.

El gobierno local (IU-PSOE) de Castrillón ha puesto reparos por considerar que el plan resta competencias urbanísticas al municipio. La alcaldesa de Castrillón, Ángela Vallina, ha presentado una serie de objeciones que se refieren a la volumetría de las futuras naves y a los viarios para que coincidan con la normativa prevista en el Plan General de Ordenación Urbana de Castrillón.

Una de las reclamaciones municipales hace hincapié en la necesidad de que a la hora de acometer la mejora de los viarios «han de ser compatibles con la normativa urbanística municipal». Asimismo, Vallina reclama para el municipio la decisión de establecer la conexión comarcal de los viarios.

Un informe emitido por los técnicos municipales sostiene que el plan especial «es excepcionalmente permisivo con el volumen de las edificaciones y restrictivo con la suma de superficies construidas en las plantas inferiores». Por ello, el Ayuntamiento sostiene que es conveniente «establecer la limitación de volumen máximo construible en metros cúbicos». Una vez aprobado el plan, el Ayuntamiento autorizará la construcción de naves.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario